PROYECTO INFANCIA Y ADOLESCENCIA MISIONERA 2013

Las Obras Misionales Pontificias (O.M.P) son una Institución de la. Iglesia Universal y de cada ... nuestras congregaciones religiosas femeninas. En este marco.
570KB Größe 322 Downloads 174 vistas
[Seleccione la fecha] D

OBRAS MISIONALES PONTIFICIAS

PROYECTO INFANCIA Y ADOLESCENCIA MISIONERA 2013

SECRETARÍA NACIONAL DE INFANCIA Y ADOLESCENCIA MISIONERA

INTRODUCCIÓN: Un poco de Identidad… Las Obras Misionales Pontificias (O.M.P) son una Institución de la Iglesia Universal y de cada Iglesia Particular, la cual depende de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos. Su labor se centra en fomentar la cooperación misionera universal y promover el espíritu misionero en el pueblo de Dios, suscitando y haciendo más profunda su conciencia misionera, informando sobre la vida y las necesidades de la misión en el mundo, y estimulando a las Iglesias locales a orar las unas por las otras y a ayudarse mutuamente con el envío de personal y de medios materiales. Éstas obras actúan como medio privilegiado de comunicación de las Iglesias entre sí, y entre cada una de ellas y el Papa, que preside la comunión universal en la caridad. Las Obras Misionales Pontificias son cuatro: La Propagación de la

Fe, Infancia y Adolescencia Misionera, San Pedro Apóstol y la Pontificia Unión Misional. Éstas cuatro obras son pioneras en su empeño de aunar fuerzas y esfuerzos a la hora de crear auténticas redes de solidaridad que mejoraron y mejoran, sin duda, la cooperación misionera entre la comunidad mundial de fieles. La Infancia Misionera, fue también, una adelantada a su tiempo en su genial idea de dar todo el protagonismo a los niños y adolescentes, 1

DICIEMBRE 2012

además, precursora del lanzamiento de la mujer , de las congregaciones femeninas, a la aventura Ad gentes, a través de la atención a los pequeños: apostolado misionero que, siglos antes y en aquella época del siglo XIX, salvo raras excepciones, había estado limitado al clero y a la vida consagrada masculina y que, en nuestros días, no podría vivir sin el insustituible papel desarrollado por nuestras congregaciones religiosas femeninas. En este marco referencial es que trabaja la Obra de la Infancia y Adolescencia Misionera. Ofrece una propuesta abierta a los niños y adolescentes que quieren conocer a Jesús y darlo a conocer a otros. Invita, no solo a “aprender” los valores y enseñanzas de Jesús, sino que a poner en práctica su estilo de vida: optando siempre por los más desfavorecidos. A continuación presentaremos los elementos que vamos a tener en cuenta a la hora de desarrollar el Programa Pastoral para el año 2013. El mismo, asume una motivación muy especial; nuestra obra cumple sus 170 años de vida al servicio de tantos niños y adolescentes del mundo entero, que a través de sus misioneros y redes de solidaridad han encontrado a Jesús.

SECRETARÍA NACIONAL DE INFANCIA Y ADOLESCENCIA MISIONERA

1.0. LEMA Y MARCO TEÓRICO DEL PROYECTO PASTORAL DE IAM 2013. Éste año, la motivación será trabajar en torno al lema: “Con la

I.A.M descubrimos que...EN SUS ROSTROS E HISTORIAS SE ENCUENTRA JESÚS”. 1.1: Justificación Bíblica: Desde la identidad propia de la Obra de la Infancia y Adolescencia Misionera sabemos que somos llamados a ser misioneros. Podríamos tomar como ejemplo muchos pasajes del Evangelio que refieren a este mandato de Jesús, y que recuerdan y re-afirman nuestra vocación asumida por el bautismo. Pero vamos a recordar las siguientes palabras de Jesús en el Evangelio de Mateo 25; 35-40: "Porque tuve hambre, y me disteis de comer; tuve sed, y me disteis de beber; fui forastero, y me recibisteis; estaba desnudo, y me vestisteis; enfermo, y me visitasteis; en la cárcel, y vinisteis a mí. "Entonces los justos le responderán, diciendo: "Señor, ¿cuándo te vimos hambriento, y te dimos de comer, o sediento, y te dimos de beber? "¿Y cuándo te vimos como forastero, y te recibimos, o desnudo, y te vestimos? "¿Y cuándo te vimos enfermo, o en la cárcel, y vinimos a ti?" Respondiendo el Rey, les dirá: "En verdad os digo que en cuanto lo hicisteis a uno de estos hermanos míos, aun a los más pequeños, a mí lo hicisteis."

2

DICIEMBRE 2012

Ciertamente que podemos hacer un comentario más que extenso a partir de estas palabras de Jesús. Concretamente, los cristianos estamos llamados a reconocer a Jesús en los rostros de cada niño/a, adolescente, joven, adulto, con los que nos toca compartir la vida. A lo largo de los siglos, se han elaborado diversas interpretaciones de las expresiones que Jesús utiliza en este pasaje. Sin pretender hacer una exégesis profunda, podemos determinar algunos elementos del texto que justifican el lema que este año motivará el trabajo de las comunidades de I.A.M en nuestro país. En primer lugar es un texto que “Universaliza” el mensaje transmitido por Jesús, los apóstoles, y en definitiva, los primeros cristianos. La Buena Nueva no se remite a una dimensión “nacionalista”, sino que derriba fronteras, y llega hasta los “…confines de la Tierra…”. Jesús nos invita a que nuestra vida se proyecte en orden al servicio. Servicio auténtico y cercano hacia nuestros hermanos, especialmente los marginados, los pobres, los excluidos, etc. En definitiva la Obra de la Infancia y Adolescencia Misionera, en su metodología de trabajo, asume esta invitación de Jesús, y propone a los animadores, catequistas, niños/as y adolescentes un camino de formación en el amor, a ejemplo del mismo Jesús.

SECRETARÍA NACIONAL DE INFANCIA Y ADOLESCENCIA MISIONERA

1.2: Justificación desde el Magisterio. Una de las cuatro dimensiones en las que hacemos mucho énfasis dentro de la metodología empleada en el desarrollo de los encuentros de Infancia y Adolescencia Misionera es el Servicio. El cual nos invita a estar pendientes de las “necesidades” de los otros, de todos aquellos que están a nuestro alrededor, en cualquier circunstancia. El proyecto pastoral de este año, se propone caminar especialmente en este sentido, haciendo que nuestras vidas, en sí mismas, sean un servicio a nuestro prójimo para encontrar en ellos el “Rostro de Cristo”. El Documento de Aparecida, en su numeral 358, nos dice lo siguiente: “Pero las condiciones de vida de muchos abandonados, excluidos e ignorados en su miseria y su dolor, contradicen este proyecto del Padre e interpelan a los creyentes a un mayor compromiso a favor de la cultura de la vida…”1. Ciertamente que somos testigos, cotidianamente, de situaciones de mucho dolor, que tienen como protagonistas, muchas veces, a niños y 1

3

Documento de Aparecida N°358.

DICIEMBRE 2012

adolescentes. Como Cristianos y Misioneros no podemos hacer “oídos sordos” ante esta realidad, sino que buscar respuestas. Profundizando aún más en este numeral del documento nos encontramos con lo siguiente: “El Reino de Vida que Cristo vino a traer es incompatible con esas situaciones inhumanas. Si pretendemos cerrar los ojos ante estas realidades no somos defensores de la vida del Reino y nos situamos en el camino de la muerte…”2 Por todo esto, es muy importante formar a los niños y adolescentes de nuestras comunidades en esta dimensión de servicio. La Iglesia Católica, con Jesús, desde y en él, optó siempre por los “pobres”, por los más desfavorecidos. Pero este servicio no puede ser solo individual. Somos comunidad que motivadas por el llamado de Jesús, salimos al encuentro de nuestros hermanos, comunidad que hace visible desde su obrar cotidiano la presencia eterna del Reino de Dios. Como dice el documento antes citado: “Descubrimos, así, una ley profunda de la realidad: la vida solo se desarrolla plenamente en la comunión fraterna y justa…”3

2

Documento de Aparecida N°358.

3

Documento de Aparecida N°359.

SECRETARÍA NACIONAL DE INFANCIA Y ADOLESCENCIA MISIONERA

La Cooperación material como signo de servicio. Como dice el Santo Padre Juan Pablo II en la Encíclica “REDEMPTORIS MISSIO”… : “La Cooperación misionera se abre hoy a nuevas formas, incluyendo no solo la ayuda económica sino también la participación directa…”4 Ciertamente que se puede colaborar de muchas formas en la Misión de Anunciar el Evangelio a todas los Pueblos, y de hecho esa misma Misión se traduce en un sinfín de acciones que a lo largo y ancho del planeta los cristianos congregados por el ardor misionero desarrollan con gran celo apostólico. Pero también es muy importante, para lograr concretizar diversidad de proyectos de distinta índole, la ayuda económica que podemos entregar. Como dice Juan Pablo II: “Son muchas las necesidades materiales y económicas de las misiones; no solo para fundar la Iglesia con estructuras mínimas (capillas, escuelas para catequistas y seminaristas, viviendas), sino también para sostener las obras de caridad, de educación y promoción humana, campo

4

4

Encíclica Redemptoris Missio N°82. Juan Pablo II

DICIEMBRE 2012

inmenso de acción, especialmente en los países pobres. La Iglesia misionera da lo que recibe…”5 Por eso que a partir de este año, desde el Secretariado Nacional de Infancia y Adolescencia Misionera de Uruguay queremos potenciar nuestras ayudas materiales y concientizar a las comunidades (Animadores, catequistas, familias, niños, adolescentes, etc) en la importancia que tiene nuestro aporte en la financiación de proyectos y obras de caridad en el mundo. Sin duda que en esta área hay que trabajar profundamente para que se logre encontrar el sentido profundo de esta acción. Siguiendo el documento del magisterio antes citado, Juan Pablo II nos dice lo siguiente: “Respecto a las ayudas materiales es importante comprobar el espíritu con el que se da. Para ello es necesario revisar el propio estilo de vida: las misiones no piden solamente ayuda, sino compartir el anuncio, y la caridad para con los pobres. Todo lo que hemos recibido de Dios, tanto la vida como los bienes materiales, no es nuestro sino que nos ha sido dado para usarlo. La generosidad en el dar debe estar siempre iluminada e inspirada por la fe: entonces sí que hay más alegría en dar que en recibir…”

5

Encíclica Redemptoris Missio N°81. Juan Pablo II.

SECRETARÍA NACIONAL DE INFANCIA Y ADOLESCENCIA MISIONERA

5

DICIEMBRE 2012

SECRETARÍA NACIONAL DE INFANCIA Y ADOLESCENCIA MISIONERA

2.0 ITINERARIO.

DICIEMBRE 2012

2.1 Fundamento Teórico. “El sentido de los Valores”.

Nos proponemos recorrer un camino temático, utilizando la metodología de la Escuela con Jesús como herramienta didáctica para el desarrollo de los Encuentros. Como misioneros que queremos “reconocer a Jesús” en los “rostros e historias” de nuestros hermanos, debemos comprometernos con el Maestro, y poner en práctica sus enseñanzas. El Proyecto de Infancia y Adolescencia Misionera de este año, pretende que cada uno de los que formamos parte de las comunidades de I.A.M en Uruguay crezcamos en amistad con Jesús, y que en consecuencia, nuestra vida y nuestro obrar cotidiano sea un signo visible de su presencia en el mundo. Por esta razón y con este objetivo, ofrecemos recorrer el siguiente itinerario en el cual poner la mirada profunda en los valores y virtudes que necesariamente debemos cultivar en nuestras vidas para que ésta se desarrolle en orden a la construcción del Reino de Dios en el lugar donde nos encontremos. 6

El sentido del término valores. Para el ser humano, siempre han existido cosas valiosas: el bien, la verdad, la belleza, la virtud, la felicidad. Sin embargo, el criterio para infundirles valor ha variado a través de los tiempos. En una aproximación al respecto, el P. Williams enuncia que: “El término valores puede referirse a intereses, placeres, gustos, preferencias, deberes, obligaciones morales, deseos, necesidades, aversiones, atracciones y muchas otras modalidades de orientación selectiva. Los valores, en otras palabras, entran dentro del vasto y diverso universo del comportamiento selectivo” Podemos deducir entonces que el concepto de valor se relaciona con el campo de la conciencia y de la elección.

El concepto de Valor: La palabra valor viene del latín “valor, valere” (fuerza, salud, estar sano, ser fuerte). Cuando decimos que algo tiene valor, afirmamos que es bueno, digno de aprecio y estimación. En el campo de la ética y la moral, los valores son cualidades que podemos encontrar en el mundo que nos rodea. Por ejemplo, en un paisaje (un paisaje hermoso), en una persona (una persona solidaria), en una sociedad (una sociedad tolerante), en un sistema político (un sistema político justo), una acción realizada por alguien (una acción buena), y así

SECRETARÍA NACIONAL DE INFANCIA Y ADOLESCENCIA MISIONERA

sucesivamente. Por lo tanto, la felicidad, el bienestar, y la armonía del hombre con él mismo y con los demás, dependen de los valores que cultive. Este concepto abarca contenidos y significados diferentes, y ha sido abordado desde diversas perspectivas y teorías. En sentido humanista, se entiende por valor lo que hace que un hombre sea tal, sin lo cual perdería la humanidad o parte de ella. El valor se refiere a una excelencia o a una perfección. Por ejemplo se considera un valor, decir la verdad y ser honesto, ser sincero en ves de ser falso, es más valioso trabajar que robar. La práctica del valor desarrolla la humanidad de la persona, mientras que el contravalor lo despoja de esa cualidad. Desde un punto de vista socioeducativo, los valores se toman como referentes, pautas o líneas rectoras que orientan el comportamiento humano hacia la transformación social y la realización de la persona. Son guías que prestan determinada orientación a la conducta y a la vida de cada individuo y de cada grupo social.

-

DICIEMBRE 2012

DURABILIDAD: Los valores se reflejan en el curso de la vida. Hay valores que son más permanentes en el tiempo que otros. Por ejemplo, el valor del placer es más fugaz que el de la verdad.

-

INTEGRALIDAD: Cada valor es en sí mismo una abstracción íntegra, no es divisible.

-

FLEXIBILIDAD: Los valores cambian con las necesidades y experiencias de la persona.

-

SATISFACCIÓN: Los valores generan satisfacción en las personas que los practican.

-

POLARIDAD: Todo valor se presenta en sentido positivo y negativo. Todo valor conlleva un contravalor.

-

JERARQUÍA: Hay valores que son considerados superiores (dignidad, libertad), y otros como inferiores (los relacionados con las necesidades básicas o vitales), Las jerarquías de valores no son rígidas ni predeterminadas, se van construyendo progresivamente a lo largo de la vida de una persona.

Características de los Valores: La Humanidad ha adoptado criterios a partir de los cuales se establece la categoría o jerarquía de los valores, válido especialmente para nuestro estudio desde la perspectiva humanista – cristiana. Algunos de esos criterios son: -

TRASCENDENCIA: Los valores trascienden el plano concreto. Dan sentido y significado a la vida humana y a la sociedad.

7

SECRETARÍA NACIONAL DE INFANCIA Y ADOLESCENCIA MISIONERA

-

DINAMISMO: Los valores se transforman con las épocas.

-

APLICABILIDAD: Los valores se aplican en las diversas situaciones de la vida; entrañan acciones prácticas que reflejan los principios valorativos de la persona.

-

COMPLEJIDAD: Los valores obedecen a causas diversas, requieren complicados juicios y decisiones.

Extraído del Libro “PLENITUD DE VIDA”. Autores: Aníbal Altamirano Herrera Magdalena T. Cruz Herrera.

8

DICIEMBRE 2012

SECRETARÍA NACIONAL DE INFANCIA Y ADOLESCENCIA MISIONERA

Además de un valor-tema como propuesta pedagógica para el trabajo en los encuentros con los grupos de IAM, vamos a destacar y poner en práctica, en cada unidad temática, un GESTO MISIONERO. Estos gestos misioneros son los utilizados en la Pastoral Misionera, gestos que implican ponerse en camino, manifestando la adhesión a Jesús a través de las partes del cuerpo. Los mismos son los siguientes:

MANOS EXTENDIDAS. OJOS ABIERTOS. PIES LIGEROS. CORAZÓN ARDIENTE.

9

DICIEMBRE 2012

3.0 PROPUESTA / ITINERARIO: Proponemos destacar el sentido de un valor, los cuales se trabajarán mensualmente, un valor por mes. Sugerimos la siguiente propuesta temática:

MES

VALOR – TEMA

GESTO MISIONERO

Mayo

“Amor y Fe en Jesús”

Corazón Ardiente

Junio

“PAZ”

Manos Extendidas

Julio

“La Justicia”

Ojos Abiertos.

Agosto

“Defensa de la Vida”

Ojos Abiertos.

Setiembre

“Responsabilidad”

Pies Ligeros

Octubre

“Compartir”

Manos extendidas.

Noviembre

“Honestidad”

Corazón Ardiente