Muestreo de suelos

Se solicita a cada grupo que tome por lo menos dos submuestras, que ..... de costos de fertilización, con y sin análisis de suelos, facilitado por Manuel.
4MB Größe 17 Downloads 289 vistas
Actividades Participativas

Mejoramiento Continuo de nuestra Parcela

MANEJO AMBIENTAL

para realizar con agricultores

Muestreo de suelos “Examinando la fertilidad del suelo”

Objetivos Finalizada la sesión de capacitación los participantes podrán: ¤ Entender la importancia del análisis de suelos para nutrir adecuadamente el café y ahorrar dinero. ¤ Aplicar los pasos para obtener una buena muestra de suelos para su posterior análisis.

Descripción “Muestreo de suelos: Examinando la fertilidad del suelo” es una actividad participativa en la cual, con el análisis y discusión de estudios de caso se lleva a los asistentes a entender la importancia de un análisis de suelos confiable que sirva como base para una adecuada nutrición del cultivo a un menor costo, los participantes con base en prácticas de campo acerca de la toma de submuestras, refuerzan los criterios a tener en cuenta para hacer un buen muestreo. El facilitador desarrolla el mensaje principal, los mensajes de soporte y los argumentos que se presentan en el anexo: Estructuración de contenido.

Recursos ¤ Papelógrafo, papel, marcadores, lápices, lápices rojos ¤ Ayuda educativa: Afiche de parcela (donde se diferencie terreno plano y terreno quebrado) ¤ Figuras de árboles de café de diferentes edades ( levante , producción, recepa) para pegar en el afiche ¤ Herramienta Bolsas plásticas, etiquetas ¤ Herramientas muestreo: Pala o barreno, machete, cubeta plástica

Desarrollo 1. Experiencia y análisis El facilitador divide el grupo en subgrupos y hacen un corto recorrido por un lote de la parcela (no más de cinco minutos), el facilitador solicita a los grupos que con base en las observación del cultivo, y criterios que ellos consideren, escriban una recomendación de fertilización para el cafeto, esta recomendación debe contener: dosis por árbol, producto a aplicar y fecha de aplicación. Una vez los grupos hayan analizado y discutido su recomendación, la socializan en plenaria y con el apoyo del facilitador se identifican la diferencias y similitudes en las recomendaciones, en cuanto a productos, dosis y momento de aplicación. Se les formulan las siguientes preguntas facilitadoras: ¤ ¿Cuáles fueron los criterios analizados para dicha recomendación? ¤ ¿Cuál fue el criterio que tuvo mayor peso a la hora de recomendar la dosis a aplicar? ¤ ¿Qué información adicional necesitan para hacer una mejor recomendación? En plenaria se comparten y analizan las respuestas de los grupos y el facilitador resalta una fuente de información muy valiosa con la que ellos no contaron al momento de recomendar: conocer cuales nutrientes contiene el suelo.

Construcción de conocimientos En este momento el facilitador debe aprovechar al máximo la experiencia previa, vivida por cada subgrupo para desarrollar los contenidos. En el anexo estructuración de contenido se presentan los mensajes y argumentos que serán el hilo conductor del contenido a desarrollar en la sesión de capacitación. 2

Mensaje

1

:

Si abonamos el cafetal ignorando los nutrientes que contiene el suelo, corremos el riesgo de no nutrirlo adecuadamente y perder dinero por aplicar productos que el cultivo no necesita.

En esta parte de la actividad, el facilitador muestra a los participantes la herramienta de la parcela sobre la cual se van colocando 12 árboles de diferentes estados de desarrollo (producción, levante, recepa) hasta formar un cafetal (las figuras de los árboles deben ser removibles). El facilitador explica que en los platos de cada árbol (oculto), hay un valor numérico que representa el contenido de los nutrientes mayores que demanda el cafeto (NPK) y, oculto en la copa del árbol se encuentra un valor que representa la necesidad de ese nutriente en ese estado de la planta. Para cumplir con la actividad, el facilitador entrega a cada grupo nueve figuras de sacos de fertilizante, cada uno con un valor de nutriente, para que ellos “abonen” el cafetal, de acuerdo con la edad del cultivo, es decir, cada grupo coloca al frente de dos o tres árboles que elijan, los nutrientes que el grupo considere que ese cafeto necesita. Se deben retomar pre saberes adquiridos en la actividad de nutrición o el pre saber del agricultor. Una vez los grupos hayan fertilizado sus árboles, el facilitador, toma árbol por árbol y empieza a descubrir el valor del contenido del suelo (en el plato del árbol) y las necesidades de nutrientes (en la copa), con la participación del grupo, hacen la relación árbol por árbol, por ejemplo, analizan cuanto nitrógeno tenía el suelo, cuanto Necesitaba el árbol y cuanto aplicó el grupo. Con base en cálculos simples, le entrega al grupo preguntas facilitadoras para analizar el ejercicio aplicado a la realidad de sus parcelas. ¤ ¿Qué ocurre cuando usted aplica menos nutriente de lo que necesita el cafeto? ¤ ¿Qué ocurre en el caso contrario, la raíz del cafeto tomará más de lo que necesita? ¤ ¿Cómo puede saber cuántos nutrientes hay en el suelo para llegar a conocer realmente cuánto debe aplicar? Se socializan las respuestas de los grupos, recalcando las consecuencias para el cultivo cuando se fertiliza con cantidades inferiores a las requeridas. Y con respecto a los excesos de fertilizante, el facilitador enfatiza en el sobrecosto que implica utilizar más abono del requerido, resaltando la importante participación que tiene el fertilizante dentro de la estructura de costos de producción. 3

Para reforzar este concepto se conforman 4 subgrupos para hacer la lectura y análisis de un estudio de caso relacionado con el tema (anexo estudio de caso: Nutriendo el cafetal y ahorrando un dineral). Alrededor del estudio de caso se hacen las siguientes reflexiones ¤ ¿De qué manera un análisis de suelos puedo ayudar a ahorrar dinero? ¤ ¿Se puede sostener la producción de café aplicando menos abono? Los grupos socializan las respuestas y el facilitador con base en información real, sustenta los resultados económicos de una parcela donde se ha fertilizado con base en análisis de suelos, y otra donde se fertiliza de manera tradicional, igualmente, presenta resultados de producción para demostrar que no hay reducción de la producción por disminución de la cantidad de fertilizante aplicado. Si en el grupo hay personas que hayan implementado el análisis de suelos, el facilitador les pide su testimonio para el grupo.

Mensaje

2

:

Un mal muestreo arroja resultados que distorsionan la fertilidad del suelo y por lo tanto las recomendaciones de nutrición

En los subgrupos conformados se hace la lectura y análisis de un estudio de caso, a partir del cual se hace una analogía con el muestreo de suelos y los exámenes de sangre para diagnosticar enfermedades en los humanos.

Estudio de caso Salomón: Frijoles y chicharrón Don Salomón, un vecino de la comunidad se ha sentido un poco enfermo en los últimos días, así que decidió ir al médico y este le ordenó hacerse un examen de sangre para diagnosticarle correctamente. Las órdenes estrictas del médico fueron claras: ¤ Ir en ayunas al examen ¤ No consumir ningún alimento con alto contenido en grasa el día anterior Don Salomón escuchó atento las recomendaciones del médico, pero al mismo tiempo pensaba que no podía dejar pasar el jueves sin comer sus frijoles colorados con chicharrón, ya era casi una tradición familiar, y este jueves no iba a ser la excepción, así que ignorando las recomendaciones del médico, se comió un buen plato de frijoles y hasta le alcanzó para

4

repetir, a la mañana siguiente, como es costumbre, comió dos tortillas con frijoles refritos y el cafecito que no podía faltar, y se dirigió a su importantísima cita para tomarse la muestra de sangre para los análisis. Tres días después recibió sus resultados y se dirigió al médico para hacer la consulta; el médico asombrado le comentó: “en los 20 años de ejercicio profesional jamás había visto un nivel de colesterol tan alto, viendo estos alarmantes resultados, el médico le recetó una estricta dieta donde quedaban eliminados los chicharrones y un medicamento muy costoso, el cual debería tomar por el resto de su vida, para controlar el colesterol. Los exámenes de Don Salomón salieron alterados por no seguir las recomendaciones del médico sobre las precauciones que debía tener para tomarse la muestra de sangre y con base en estos resultados, el médico le recetó. ¿Cómo se asemeja esta historia con la situación que vivimos cuando decidimos hacer un muestreo de suelos? ¤ ¿Qué criterios se deben tener, para tomar una buena muestra? ¤ ¿Si toma una muestra incorrectamente que consecuencias puede tener en los costos y en el cultivo? ¤ ¿Qué ocurre con la muestra de suelo cuando se toma en épocas sequía extrema o exceso de lluvias? En plenaria, se analizan las respuestas de los grupos y el facilitador valida la comparación entre un análisis de sangre y un muestreo de suelos. Retomando los criterios expuestos por los grupos, el facilitador presenta un listado de puntos a tenerse en cuenta para hacer un buen muestreo (si es posible, entregar este listado impreso).

Mensaje

3

:

Tomar muestras de suelos representativas de la fertilidad del lote, permite obtener resultados confiables para establecer un buen plan de nutrición.

El facilitador resalta que debido a la participación tan grande del fertilizante en el costo, y a la necesidad de ofrecer una nutrición balanceada al cultivo, es muy importante contar con análisis de suelos que muestren resultados confiables. Uno de los factores que ayudan a que el muestreo sea confiable, es la división de la parcela por lotes, con características que a simple vista son diferentes (por ejemplo por topografía, color o textura del suelo), para esquematizar esta división se apoya en la herramienta de la parcela y traza líneas de división por lotes, utilizando como criterios la edad del cafetal, topografía, etc, y en los lotes señala los puntos representativos para muestreo.

5

Con estos conceptos claros en el aula, se tienen los elementos para realizar la práctica de campo, lo primero que se plantea es la división de lotes con base en el conocimiento que tiene de su parcela el propietario, y los aportes que hagan los participantes, derivados de sus observaciones de campo. Una vez divididos los lotes, el facilitador comienza la demostración de la toma de la submuestra en el primer sitio seleccionado, y solicita a los participantes, aplicar los criterios vistos para seleccionar los siguientes puntos representativos para muestreo. Se solicita a cada grupo que tome por lo menos dos submuestras, que posteriormente se unen para obtener una muestra que se empaca y rotula de acuerdo con las instrucciones del facilitador, enfatizando que si no hay claridad en la rotulación de la muestra se habrá perdido todo el trabajo de campo. Durante la práctica, el facilitador explica las variaciones que pueden hacerse en la toma de la submuestra de acuerdo con la herramienta que se use, el facilitador debe estar muy atento a los sitios de muestreo que seleccione el grupo para evitar (aprovechar si se presenta el caso) que se tomen muestras en sitios no apropiados.

2. Ensayo y aplicación en la parcela En este momento se construyen las conclusiones del trabajo realizado. Destaque algunas ideas claves para que el grupo proponga alternativas de aplicación en la parcela con relación a los contenidos desarrollados.

Algunas actividades de aplicación sugeridas podrían ser: ¤ Elaborar un mapa de la parcela de cada participante con la separación de lotes y la representación de los puntos representativos para muestreo. ¤ Señalar en el mapa con color rojo los sitios que no se deben muestrear en su parcela (cerca de las quebradas, las fosas de basura, etc.).

Adicionalmente tenga en cuenta: ¤ Estar atento para aprovechar las situaciones que se presentan en la actividad que pueden ser buena oportunidad para explicar un concepto. ¤ Hacer un buen ejercicio de conclusiones para que el grupo logre los objetivos de aprendizaje propuestos. ¤ Generar un ambiente positivo para que se den compromisos por parte del grupo para aplicar los conocimientos aprendidos. ¤ La actividad debe complementarse con un buen desarrollo técnico por parte del facilitador. En la guía técnica de caficultura (Anacafé edición 2006).

6

Tamaño del grupo y tiempo ¤ Grupos de 20 a 25 personas, conformando subgrupos ¤ Experiencia y análisis: 20 minutos ¤ Construcción de conocimientos: 2 horas ¤ Ensayo y aplicación en parcela: 30 minutos

Actividades de verificación ¤ Acompañamiento en la parcela para el muestreo. ¤ Acompañamiento en la interpretación de los análisis de suelos.

7

Muestreo de Suelos

Estructuración de Contenido

Paso 1: La idea principal (mensaje) Abonar el cafetal con base en las recomendaciones del análisis de suelos garantiza una buena nutrición del cultivo y nos ahorra dinero.

¤ Su punto de vista con relación al tema. ¤ Incluir lo que está en juego para el agricultor. ¤ Frase completa que debe contener nombre y verbo (acción).

Paso 2: Los cambios esperados Finalizada la sesión de capacitación el productor de café podrá: Entender la importancia del análisis de suelos como insumo para nutrir adecuadamente el café y ahorrar dinero. Aplicar los pasos para obtener una buena muestra de suelos para su posterior análisis.

Paso 3: Los tres mensajes de soporte

1

2

3

Si abonamos el cafetal ignorando los nutrientes que contiene el suelo, corremos el riesgo de no nutrirlo adecuadamente y perder dinero por aplicar productos que el cultivo no necesita.

Un mal muestreo arroja resultados que distorsionan la información de fertilidad del suelo y por lo tanto las recomendaciones de nutrición. Tomar muestras de suelos representativas de la fertilidad del lote, permite obtener resultados confiables para establecer un buen plan de nutrición.

Paso 4: Los argumentos

¤ ¿Para qué el análisis de suelos? ¤ Comparativo de costos de fertilización con y sin análisis de suelos.

¤ Criterios para hacer un buen muestreo. ¤ Sitios que no se deben muestrear.

¤ Criterios para dividir la parcela para el muestreo. ¤ Como tomar la submuestra (herramientas a usar, recorrido en lote). ¤ Manipulación de la muestras.

Ayuda Educativa para realizar la Actividad Participativa

Muestreo de Suelos

“Examinando la Fertilidad del Suelo”

Estudio de caso:

Nutriendo el cafetal y ahorrando un dineral

Un sábado en la plaza de mercado se encuentran don Jaime y don Abelardo, dos cafetaleros de toda la vida, están comprando los víveres para la semana, y después de su efusivo saludo es inevitable hablar del alto costo de los alimentos. Le dice don Jaime a su compadre. “mire como tengo el canasto de vacío y ya me gasté casi todo el dinero que traía para comprar, es increíble cómo ha subido todo”, don Abelardo le apoya en su comentario y le replica diciendo: “por eso es que uno se tiene que ayudar no solamente produciendo alimentos sino también ahorrando dinero en la parcela para que le quede a uno algo más para las compras”. Inmediatamente reacciona don Jaime y le dice, ¿cómo dijo?, ¿ahorrando en la parcela?,

¿dejando de hacer las labores del cultivo? No, ¿cómo se le ocurre?, dice don Abelardo, yo me refiero a ahorrar, aplicando menos abono. Ahhhhh!! Exclama don Jaime, eso si está peor, si uno echa menos abono, produce menos café y se pone más difícil tener dinero para comprar la comida. Pero es que eso tiene su ciencia, dice don Abelardo, mire yo le explico, hace dos años yo vivía como usted, quejándome de esta carestía y empecé a analizar qué podía hacer en la parcela para ahorrar dinero, pero sin dejar de hacer las cosas bien hechas...entonces hablé con el técnico cafetalero y él me explicó muy claramente que el insumo más costoso que usamos nosotros los cafetaleros es el abono, entonces yo le pregunté que como hacía para ahorrar plata en el abono y el me enseñó que uno casi siempre está abonando con más de lo que necesita el cafetal ...ah!, interrumpió don Jaime, y uno como hace para saber cuánto necesita el cafetal si los cafetales no hablan. Muy sencillo, le respondió don Abelardo, haciendo un análisis de suelos. Yo antes de hacer el análisis me gastaba Q. 4000 comprando el abono y ahora me gasto solamente Q. 3000. ¿Cómo dijo?, responde asustado don Jaime y ¿se le ha rebajado mucho la producción? Noooo!, responde don Abelardo, la producción hasta ha mejorado en algunos lotes, porque me di cuenta de que en algunos, estaba aplicando lo que no necesitaba y dejaba de aplicar lo que realmente necesitaba la planta, mejor dicho estaba nutriendo muy mal a mi cultivo. Ese cuento suena como interesante, comenta don Jaime, esta semana voy a su casa para que me explique bien a ver si comienzo a ahorrar en mi parcela, lo dejo compadre, porque se me hace tarde para alcanzar el camión. Lo espero por allá, responde don Abelardo, para que además de una vuelta por los cafetales y vea que no es cuento, hasta la próxima semana compadre.

10

Anexo Técnico Referencias de apoyo para los Técnicos

Muestreo de Suelos

“Examinando la Fertilidad del Suelo” Para qué el análisis de suelos El análisis de suelo es la principal herramienta en el manejo de la fertilidad de los suelos, ya sea para determinar deficiencias y necesidades de fertilización, así como también para monitorear la evolución de la disponibilidad de nutrientes en sistemas fertilizados. Debe tenerse en cuenta que la fertilidad del suelo no es constante en el espacio y en el tiempo y que además existen otros factores como la profundidad y el momento de muestreo que tienen un gran efecto sobre el resultado final. Es por eso que el muestreo de suelos es la etapa crítica del análisis de suelo. Un análisis de suelos completo, incluyendo todos los nutrientes esenciales para el cultivo, es el punto de partida para la formulación del plan de fertilización.

Objetivos del análisis de suelos ¤ Conocer la fertilidad del suelo asociado a su pH. ¤ Obtener información importante para elaborar el programa de fertilización de la finca que incluya las fórmulas de fertilizantes y/o enmiendas necesarias y las épocas adecuadas de aplicación. ¤ Hacer eficiente la actividad de fertilización.

Comparativo de costos de fertilización, con y sin análisis de suelos Un estudio comparativo de 10 cosechas en dos fincas de café en la Región VII de ANACAFE, indica que la finca que fertilizó con base en análisis de suelos, la cosecha mostró incremento promedio de 289 kg de café pergamino seco (cps) /Ha. en relación a la cosecha inicial (2001/2002), lo que equivale a un incremento promedio del 24%, según se aprecia a continuación:

kg de cps

2,000 1,800 1,600 1,400 1,200 1,000 800 600 400 200 0

Cosechas Productividad anual

Productividad de 10 años, kg cps x Ha

2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2011 1,205 1,241 1,351 1,533 1,460 1,570 1,636 1,533 1,657 1,752

Productividad promedio 1,494 1,494 1,494 1,494 1,494 1,494 1,494 1,494 1,494 1,494

En contraposición, en la finca, en la cual la fertilización se realizó con fórmulas de fertilizantes tradicionales (sin hacer análisis de suelos), la cosecha promedio de 10 años tuvo una merma de 395 kg de cps /Ha, lo que equivale a un promedio del 24% de baja en la producción, según se puede observar en el cuadro siguiente: 1,810

Productividad de 10 años, kg cps x Ha

1,610

kg de cps

1,410 1,210 1,010 810 610 410 210 10

Cosechas Productividad anual

2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2011 1,626 1,364 1,413 1,150 1,068 1,035 986 1,150 1,199 1,314

Productividad promedio 1,231 1,231 1,231 1,231 1,231 1,231 1,231 1,231 1,231 1,231

Conclusiones del estudio:

1 2

12

El costo de fertilización en la finca en donde se fertiliza con base en el análisis de suelos, disminuye un 5.6%, con respecto a la finca en donde se fertiliza sin análisis de suelos. A pesar de que el ahorro en fertilizantes no es significativo, sí se observa mayor estabilidad en las cosechas en la finca en donde se fertiliza con base en los resultados del análisis de suelos, manifestando la productividad una tendencia incremental.

Criterios para hacer un buen muestreo de suelos ¤ Hacer el muestreo de 1 a 2 meses antes de sembrar (nuevas plantaciones) o del período lluvioso en cafetales ya establecidos. ¤ Hacer muestreo a cada 2 años o 3 años. En suelos muy ácidos, hacer muestreos cada año. ¤ No muestrear justo después de encalar o fertilizar. ¤ Recorrer la parcela para conocer las características particulares para hacer un mapeo. ¤ Dividir la parcela en lotes con características similares de suelo y condiciones del cafetal.

Sitios que no se deben muestrear Una buena muestra de suelos, no solo depende de tomar una muestra representativa, sino también debe considerase que cada una de las submuestras hayan sido tomadas de manera adecuada, evitando tomar muestras en los sitios siguientes: ¤ En donde se haya quemado leña (con residuos de ceniza) ¤ A orillas de rancherías ¤ En donde haya residuos de material orgánico (estiércoles) ¤ En sitios con evidente erosión en el suelo Así también, se recomienda usar equipo limpio, evitando la contaminación de las muestras con fertilizantes, cal u otros productos.

Criterios para dividir la parcela para el muestreo Para obtener muestras más representativas, se recomienda dividir la parcela en lotes que presentan características muy parecidas, considerando los siguientes aspectos: ¤

Topografía del terreno: Separar las áreas planas, de las onduladas y quebradas

¤

Color del suelo: Separar los suelos de color rojizo de los obscuros por ejemplo.

¤

Textura del suelo: Separar los suelos con textura arenosa, de los que tienen textura arcillosa y/o limosa; así como los suelos pedregosos. 13

¤ Condiciones de cultivo: Muestrear por separado las plantías, del cafetal en producción; áreas fertilizadas de las áreas no fertilizadas; áreas con y sin aplicación de enmiendas, áreas con recepa.

Como tomar las sub-muestras (herramientas a usar, recorrido en lote) Herramientas a usar: Para la toma de muestras se necesita de herramientas y materiales limpios como los siguientes: ¤ Azadón o piocha ¤ Machete ¤ Cubeta Plástica ¤ Bolsas Plásticas Nuevas (Limpias) ¤ Bolsas de Papel de Analab

Pasos para la toma de la muestra de suelos: ¤ En cada lote delimitado, se tomarán 10 submuestras, recorriendo el cafetal o lote en forma de zig-zagv. ¤ Las submuestras deben tomarse en el área de goteo y en la banda de fertilización. ¤ Antes de tomar las submuestras se limpia el lugar para quitar la maleza y broza superficiales. ¤ Luego, con un azadón o pala se abre un hoyo de unos 30 centímetros de profundidad.

14

¤ Se limpia el hoyo y apoyándose con un machete, se toma en uno de los lados del agujero, una tajada de suelo de aproximadamente 2 cms. de espesor, desde la superficie hasta el fondo, procediendo a colocar la tajada de suelo en una cubeta plástica limpia.

Manipulación de las muestras ¤ Después de haber tomado las submuestras, revolver el suelo recolectado, dentro de la cubeta plástica; eliminando piedras, terrones, raíces y otras basuras y, de esta manera se forma la muestra compuesta. ¤ Si el suelo de la muestra compuesta está húmedo, tenderlo en un lugar sombreado y ventilado. Cuando la muestra compuesta esté seca, tomar aproximadamente 1 libra del suelo y colocarlo dentro de una bolsa plástica o la bolsa que ANALAB proporciona. ¤ La muestra se rotula, anotando el número y nombre del lote, nombre de la finca, localización, propietario, fecha de muestreo, condiciones del cafetal, y a quién debe enviarse los resultados. ¤ Finalizado el proceso, las muestras pueden ser llevadas personalmente al laboratorio agrícola ANALAB de ANACAFE, o enviarlas a través de las oficinas regionales de ANACAFE, para el análisis respectivo.

15

16

Bibliografía ¤ Asociación Nacional del Café, Guía Técnica de Caficultura, Guatemala, 2006- 214 p. ¤ Sistemas de producción de café en Colombia. Chinchiná, Cenicafé, 2007. 309 p. ¤ Guía —Rehabilitación de Cafetales: Bases para la Transición hacia una Caficultura Empresarial y Sostenible, Plataforma Nacional SCAN Perú, -Café, 2011-102 p. ¤ Enrique Castañeda Parraga, El ABC del Café. Cultivando Calidad, Perú, 2000.176 p. ¤ Instituto Hondureño del Café, Colección Cartillas Educativas, Colección 2010, IHCAFE 2010-18 cartillas. ¤ Estudio Comparativo de costos de fertilización, con y sin análisis de suelos, facilitado por Manuel Quiñónez, Coordinador de la Región VII de Anacafé. ¤ Técnicas adecuadas para muestreo de suelos, José Ángel Zavala, 23 Congreso del Café, Anacafé, 2012. ¤ Imágenes de muestreo de suelos facilitadas por Oscar H. Jiménez de Analab, ANACAFE.

17

La Fundación Solidaridad y la Plataforma Nacional de Café Sostenible – SCAN Guatemala – han desarrollado y validado este material en el marco del Proyecto “Creación de Capacidades en Asistencia Técnica a Productores de Café en Guatemala”, financiado por McDonald´s USA y McDonald´s Canada, y ejecutado por la Red de Asistencia Técnica a Commodities Sostenibles – SCAN por sus siglas en inglés. La Fundación Solidaridad, SCAN y la Plataforma mantienen el derecho de propiedad intelectual, y autorizan la reproducción total del documento solamente con fines educativos, y siempre que se conserve la integridad del mismo y se citen a las organizaciones participantes. Cualquier otro uso de dicho documento requiere autorización escrita de la Fundación Solidaridad, SCAN y la Plataforma.