Familiares en huelga de hambre

el Boeing 777 se esfumó de los rada- res en su trayecto hacia Pekín con. 239 personas a bordo, la compañía aérea aloja a cientos de personas. –dos tercios de ...
124KB Größe 6 Downloads 258 vistas
26

MUNDO

EL MUNDO. MIÉRCOLES 19 DE MARZO DE 2014

i

VUELO MH370 LAS REACCIONES queridos. Desde el sábado 8, cuando el Boeing 777 se esfumó de los radares en su trayecto hacia Pekín con 239 personas a bordo, la compañía aérea aloja a cientos de personas –dos tercios de los pasajeros del MH370 son chinos– en el Lido Hotel, al noreste de la capital. Lo mismo sucede con decenas de familias malasias que se hospedan en el Everly Hotel de Kuala Lumpur. Tres veces al día los representantes de la firma informan a las familias en ambos países de las novedades de la operación de rastreo. La jornada de ayer, por otro lado, no aportó grandes progresos en la investigación. El Gobierno malasio anunció que la zona de rastreo había alcanzado alrededor de 7,68 millones de kilómetros cuadrados, un área del tamaño de Australia. También indicó que los sistemas de comunicación del aparato con las estaciones de control fueron desconectados en una horquilla de tiempo de media hora, rectificando una infor-

Especulan con que el avión siguiera la ruta de otro vuelo hacia Barcelona

Familiares en huelga de hambre Los afectados por la desaparición del avión de Malaysia Airlines exigen la verdad DIEGO TORRES / Pekín Especial para EL MUNDO

Las familias salen poco a poco de la sala del Hotel Lido de Pekín donde se reúnen diariamente con los ejecutivos de Malaysia Airlines. Están agotados. Han pasado ya 11 días desde que la desaparición del vuelo MH370 dio un vuelco a sus vidas. Les quedan pocas fuerzas y pocas ganas de hablar con las decenas de reporteros que les esperan tras la puerta. Pero la frustración por la espera en vano de sus seres queridos y por las innumerables contradicciones del relato que les presentan los portavoces de la compañía malasia puede más que el cansancio. Varios parientes desesperados decidieron ayer ponerse en huelga de hambre. «Hay mucha gente que ya ha dejado de comer, la huelga empieza ahora», aseguraba a EL MUNDO uno de los familiares, un hombre de alrededor de 60 años acompañado de su mujer, que no quiso revelar su nombre. «La gente que viene a hablar con nosotros no nos da explicaciones claras. Malaysia Airlines no responde a las preguntas porque dice que afectan a la investigación criminal, el terrorismo», continuaba, «pero exigimos un mínimo de respeto por parte del Gobierno malasio; si no viene un funcionario, que manden a alguien de la embajada, o al menos que llamen por teléfono», clamaba. La decisión de huelga no fue unánime, ni homogéneo el relato

de lo sucedido en la reunión con los representantes de la firma aérea. Algún familiar afirmaba que hasta un 90% de los presentes en la sala había apoyado la medida. Otros aseguraban que sólo un 50%. Los más escépticos dudaban incluso de que alguien tuviera la verdadera intención de llevar a sus últimas consecuencias el ayuno. El objetivo de la protesta, sin embargo, estaba claro: que alguien les contara lo que ha pasado. Toda la verdad. Una mujer mostraba a los periodistas un pequeño manifiesto escrito a mano que fue captado en una foto de Reuters: «Respetad la vida, devolvednos a nuestros familia-

res. No hagáis sacrificios políticos. Necesitamos la verdad». «No apoyo la huelga, pero entiendo perfectamente a los que lo han hecho, porque yo me siento exactamente igual», aseguraba a EL MUNDO Zhang, de unos 50 años, cuyo sobrino viajaba en el avión desaparecido. «Exigimos que nos cuenten la verdad, que nos den información fidedigna, porque hay muchísimas preguntas que no nos quieren responder», protestaba el hombre, que se mostraba decepcionado tanto con el Gobierno malasio y como con el chino. «Nadie nos ha dado respuestas, no sabemos si

El misterio del vuelo MH370 En metros 15.000

verdaderamente el avión fue secuestrado, con qué intención, y si los pasajeros están muertos o no». El desencuentro entre Malaysia Airlines y los familiares de los desaparecidos llevaba gestándose varios días. La semana pasada varias personas arrojaron botellas de agua a los ejecutivos de la empresa. Algunos parientes, de hecho, ya no acuden a las sesiones informativas diarias. Los desmentidos, los presuntos avistamientos de los restos del aparato, las contradicciones y las especulaciones están haciendo mella en una gente que no ha perdido por completo la esperanza de volver a ver a sus seres

El avión cambia su trayectoria y posiblemente su altura...

... alcanzando los 14.000 metros, por encima del límite de seguridad

8 DE MARZO

12.000

9.000

6.000

3.000

0

00:41h El avión despega desde Kuala Lumpur con destino Pekín.

01:19h 01:30h «Todo bien, El control de buenas noches». aviación civil Última de Malasia comunicación pierde el desde la cabina. contacto 01:07h 01:21h Últimos datos El transpondedor de ACARS antes deja de emitir de que dejara información del de funcionar. radar.

*ACARS: Sistema de Direccionamiento e Informe para Comunicaciones con la Aeronave FUENTE: Gobierno de Malasia, New York Times.

02:15h Última señal en el radar militar.

... para después descender a 7.000 metros, por debajo del nivel normal de vuelo.

08:11h Comunicación de un satélite automático desde una localización no especificada.

Á. San Esteban / EL MUNDO

mación anterior en la que aseguraba que se había hecho justo antes de que el aeroplano llegase a la costa este del país. La tesis que siguen manejando las fuerzas de seguridad es la de una «acción deliberada». Las pesquisas están centradas, pues, en averiguar quién podría tener interés en secuestrar o derribar el avión y quién poseía la capacidad técnica para hacerlo. De acuerdo a una fuente anónima citada por Reuters, la policía malasia está investigando con especial atención a uno de los pasajeros, Mohd Khairul Amri Selamat, un ingeniero de aviación de 29 años que, según lo que él mismo contó en internet, había trabajado para una compañía de jets privados. El Gobierno de Pekín, por su parte, declaró que no había encontrado la más mínima prueba o sospecha de que ninguno de sus nacionales a bordo estuviera relacionado con grupos terroristas. Una multitud de teorías sobre el MH370, provenientes de expertos o simples espontáneos, siguió nutriendo ayer las redes sociales, en lo que el comentarista Michael Wolff del diario The Guardian definió como «el nuevo antiperiodismo». Una de las especulaciones que hizo más fortuna fue la de Keith Ledgerwood, un entusiasta de la aviación norteamericano convencido de que el aeroplano puso rumbo a Barcelona siguiendo la ruta marcada por otro avión para pasar desapercibido a los radares. El piloto canadiense Chris Goodfellow ofreció una teoría más sencilla: un incendio desactivó los sensores del aparato y los pilotos viraron hacia el aeropuerto más cercano sin tener tiempo (o posibilidad) de ponerse en contacto con tierra.

iego Torres Agudo. Prohibida su reproducción.

Varios parientes de los pasajeros del avión de Malaysia Airlines desaparecido esperan noticias en el Hotel Lido de Pekín. / LINTAO ZHANG / GETTY IMAGES